Definiciones de Facility Management...

 

Escuela T├ęcnica Superior de Arquitectura de Madrid

Publicado por FAMASE el 09/07/2014 (ESP)




Tradicionalmente la gestión de los inmuebles se limitaba a las facilities, es decir a las instalaciones de los inmuebles, y estaba asociada principalmente al servicio de mantenimiento. Los modelos de organización empresarial de entonces y las necesidades de soporte existentes eran muy diferentes a las de hoy.



Actualmente estamos inmersos en la era de las tecnologías de la información y de la globalización y el lugar de trabajo se está redefiniendo, no sólo en su parte física sino también conceptualmente, de manera que se va alcanzando progresivamente una mayor flexibilidad en cuanto a su ubicación y a los usos que se hacen de él, todo ello derivado de una mayor movilidad de los empleados posibilitada a su vez por esas tecnologías.



Los modelos de gestión también evolucionan hacia aquellos en los que las actividades de soporte se transfieren cada vez más a terceros y sobre las cuales el Facility Management debe buscar las opciones más adecuadas y ejercer su control y gestión.



La consecuencia de todo esto es la aparición tanto de nuevas necesidades de servicios como de nuevas oportunidades a la hora de encontrar sinergias y mejorar la gestión. Y es esta disciplina, el Facility Management, la que permite que esas necesidades se cubran y que se detecten y aprovechen esas oportunidades, adaptando el entorno de trabajo a la nueva situación e incrementando al mismo tiempo la satisfacción de los empleados de la organización, empleados que son ahora tratados como clientes internos.



La consecuencia de todo ello es que en la actualidad la gestión debe ser aplicada a un amplio y diverso abanico de servicios y desde todos los niveles del management (operativo, táctico y estratégico).



Por otro lado, las empresas son cada vez más conscientes de la necesidad de una eficiente gestión de sus recursos para mejorar el desarrollo de su actividad profesional, ya que ésta influye de manera significativa en la cuenta de resultados de la compañía. Una eficiente gestión de los activos inmobiliarios puede suponer un ahorro de hasta el 30% del total de gastos de explotación.



Seguir leyendo en la publicación original Escuela Técnica  de Arquitectura Madrid


 

>> Ver todas las noticias